Inicio/Educación Ambiental/EMASESA con el Día Mundial de la Educación Ambiental

EMASESA con el Día Mundial de la Educación Ambiental

El papel de la educación ambiental como herramienta de transformación social ante los problemas ambientales

La educación ambiental es esencial para comprometer a toda la sociedad hacia un modelo más sostenible. El estado actual del planeta y de todos los seres que la habitamos es consecuencia de una falta de visión a medio plazo y de una ausencia de compromiso medioambiental unificado desde todas las áreas de la sociedad.

El papel de la educación ambiental es fundamental para abordar los diferentes impactos ambientales, tanto a nivel local como global, y frenar las graves consecuencias que ya estamos constatando.

La sociedad en general, se sirve de unas bases educativas, sociales y de valores que empezando en las edades tempranas, su adsorción va descendiendo en el transcurso de los años, siendo muy difícil cambiar la conciencia ambiental y las actuaciones derivadas de ello en una edad adulta.

Es por todo ello, el motivo por el que la educación ambiental implantada en el sistema educativo es una herramienta de transformación social, y debe actuar desde el inicio de la escolarización y progresivamente avanzar en los niveles educativos planteando y explicando desde los problemas ambientales más sencillos terminando en los más complejos.

Las actuaciones de educación ambiental en el resto de actores como son las instituciones locales, las empresas públicas, las empresas privadas, y en general toda la dimensión política, fortalece e integra todos los aspectos. Complementa la formación a los escolares, les dota de conciencia ambiental que les hará ciudadanos responsables de sus actos y serán capaces de plantear alternativas de mejora y soluciones ambientales a lo largo de toda su vida y desde cualquier oficio o profesión que elijan.

Hasta ahora, (con carácter general y en proceso de cambio) los conocimientos que se imparten van orientados a un modelo naturalista enfocado hacía la exposición de los ecosistemas y apartado de  la gestión real de los recursos naturales.

EMASESA ha actuado y completado esta carencia contando, explicando y enseñando sus instalaciones a todos aquellos que quieren conocer las prácticas cotidianas y los problemas a los que se enfrenta la gestión sostenible del agua.

Inmersos ya en el siglo XXI y ante una crisis ambiental sin precedentes, estamos sufriendo ya las consecuencias de un importante cambio climático. Entre los objetivos de desarrollo sostenible del milenio, destacan el agua potable y saneamiento, ciudades sostenibles y acción por el clima. Esto nos dota de un marco de referencia para enfocar nuestras actuaciones.

La educación ambiental es una herramienta de transformación social, ¿cómo y por qué?

  • Sintoniza con los movimientos sociales y ecológicos.
  • Genera beneficios en todos los elementos del ecosistema a todos los ámbitos (locales y globales).
  • Se puede trabajar en cualquier sitio, instalaciones industriales, a nivel de aula, en entorno natural. El pensamiento ecológico no se genera en los libros.
  • Se puede trabajar a todas las edades desde diferentes enfoques.
  • Se puede y se debe integrar además en el sistema educativo.

Actualmente se dan las circunstancias para que esto se materialice dando sus frutos, porque tenemos los profesionales y los equipamientos para ello. En Andalucía en los últimos veinte años se han profesionalizado equipamientos (Pacto andaluz por la educación ambiental, programa Aldea) y recursos humanos con un nivel y creatividad excelente para abordar cualquier programa de educación ambiental. Tenemos además el nicho, los problemas ambientales agravándose cada día y tenemos a una sociedad que demanda soluciones para el bienestar común del planeta y todos sus habitantes.

Desde EMASESA, conscientes y comprometidos, desde hace más de 25 se desarrollan programas de educación ambiental en relación al ciclo integral del agua con el objetivo que no solo cambien las actitudes sino las acciones.

Por último, y aprovechando hoy 26 de enero la conmemoración del  Día Mundial de la Educación ambiental, dejamos planteados los retos hacía los que se debería enfocar los esfuerzos:

  • Necesidad de poner el medio ambiente en el centro de las políticas públicas.
  • Necesidad de explorar el compromiso de las empresas de cualquier ámbito por la sostenibilidad.
  • Inclusión de la educación en el sistema educativo que actualmente se está debatiendo en el Congreso en la subcomisión que negocia el Pacto de Estado Social y Político por la Educación.

Como proclama el Programa de Acción Mundial para la Educación para el Desarrollo Sostenible :

“La Educación ambiental es reconocida como la herramienta clave en la educación de calidad y facilitadora crucial en la lucha contra el cambio climático y el desarrollo sostenible”